Seguidores.

martes, 26 de julio de 2011

Verdadescomopuños.


Un hombre durante un monólogo, contó un chiste, y todo el mundo rió como loco.
Después de un momento volvió a contar el mismo chiste, menos gente se rió.
Volvió a contar el chiste una vez tras otra, hasta que nadie del público rió.
Entonces, él sonrió y dijo: Vosotros no podéis reíros del mismo chiste una vez tras otra, pero, ¿por qué no podéis dejar de llorar sobre la misma cosa todo el rato? ..

No hay comentarios:

Publicar un comentario